#MayorSeguridadVial
A+ A A-

10 cosas que no sabías de EL REGRESO DE MARY

La nueva película de Disney estrena el 24 de enero en cines de Argentina.

 

Esto es lo que tenes que saber:

El diseñador de producción John Myhre escondió seis “easter eggs” de Mickey Mouse (con la silueta de las inconfundibles orejas y cabeza de Mickey) en el set del parque abandonado.

 La cola del barrilete con el que Mary Poppins llega volando en EL REGRESO DE MARY POPPINS es, de hecho, la banda de sufragista que la Sra. Banks (Glynnis Johns) llevaba en la película original.

En todos sus trajes, Emily Blunt lleva un moño en el cuello de la blusa. Los moños, que varían de tamaño y color, son un guiño al vestuario diseñado por Tony Walton en la primera película.

La mesa con tapa de mármol blanco que se encuentra en la entrada de la casa de los Banks pertenece a la primera película y actualmente forma parte del mobiliario del Club 33, el club exclusivo para miembros de Disney ubicado en la New Orleans Square del Disneyland Resort.

La prenda más difícil para el departamento de vestaurio fue el conjunto de pijama art deco de terciopelo de seda y crepe de seda que lleva la Prima Topsy (Meryl Streep). Ocho personas pasaron cinco semanas estampando y pintando a mano el motivo de la tela para confeccionar siete versiones idénticas del traje (las copias adicionales se usaron para utilería, sustituciones, dobles, etc.)

En EL REGRESO DE MARY POPPINS, en el ático de la casa de los Banks se pueden ver reproducciones de varios juguetes que se encontraban en el cuarto de los niños Banks en la primera película, incluidos la esfera de nieve de la catedral de St. Paul, una caja sorpresa y bloques de madera que forman la palabra Mary Poppins.

El sombrero de paja rojo que lleva Mary Poppins cuando llega a la casa de los Banks está adornado con un pequeño petirrojo: un homenaje al robot animatrónico del pajarito utilizado en la primera película que entona con Mary Poppins la canción: “A Spoonful of Sugar”. El petirrojo, tallado en corcho, con un pico de cuero, cuentas en los ojos y plumas bordadas con hilo de seda, terminó siendo la pieza más pequeña y más compleja que creó el departamento de vestuario. Está sujetado con un alfiler para que Mary Poppins lo pueda sacar fácilmente y usar en diferentes sombreros.

Toda la animación de EL REGRESO DE MARY POPPINS es en 2D y fue dibujada y pintada a mano, al igual que en la primera película.

Aproximadamente 70 animadores (de un rango de edad de entre 25 y casi 70 años) trabajaron en las secuencias animadas de la película… algunos ya retirados volvieron a trabajar para formar parte de la secuela de este título entrañable.

La diseñadora de vestuario Sandy Powell y su departamento crearon 448 trajes originales para la película, todos auténticos de la moda londinense de la década de 1930.

Osde
Osde