A+ A A-

Cáncer de cuello uterino: claves para la detección precoz y últimos tratamientos

Según la Sociedad Argentina de Ginecología Infanto Juvenil (SAGIJ), es importante saber que esta enfermedad, que ha sido y sigue siendo un flagelo para las mujeres, se puede prevenir visitando al ginecólogo y realizando los estudios periódicos de control: Papanicolaou (citología del cuello uterino), Colposcopía (visualización del cuello uterino con aumento) y los test de VPH (Virus de Papiloma Humano), ya que este virus está directamente relacionado con la enfermedad.

No obstante y según los datos del Programa de Prevención del Cáncer Cervicouterino del Ministerio de Salud, se estima que más de 2000 mujeres siguen muriendo en Argentina por esta enfermedad. En su mayoría son jóvenes de bajos recursos, que no tienen fácil acceso al sistema de salud; por lo tanto, la inequidad de esta enfermedad aparece en su máxima expresión.

VACUNA VPH ¿Por qué es importante?
Si bien existe la vacuna contra el VPH en nuestro Plan de Vacunación Nacional para niñas y niños de 11 años, aun así la enfermedad sigue afectando a miles de mujeres en nuestro territorio. Si se aplica a esta edad genera anticuerpos contra los tipos virales más agresivos relacionados con el cáncer de cuello uterino. A partir del año 2000 es obligatoria, sin embargo aquellos que nacieron antes de esta fecha pueden no tenerla. En estos casos se recomienda consultar con el ginecólogo para su aplicación ya que la infección natural por este virus no deja inmunidad y la aplicación de la vacuna ayuda a cortar la cadena epidemiológica de transmisión viral.

En tanto, el virus del Papiloma Humano es una condición necesaria pero no suficiente para desarrollar cáncer de cuello uterino. Muchas mujeres tienen contacto con este virus de transmisión sexual, pero solo algunas tienen persistencia de la infección y desarrollan el cáncer.

Los principales factores de riesgo que favorecen la persistencia o la reinfección son:

* El tabaquismo, ya que el cigarrillo disminuye las células de defensa contra esta infección.
* Múltiples contactos sexuales de la paciente o de su pareja (pareja estable no es sexo seguro)
Por lo tanto, además de los exámenes periódicos es importante la recomendación del uso del preservativo así como evitar el cigarrillo.

SIGNOS DE ALERTA
El sangrado uterino anormal o durante las relaciones sexuales requieren consulta con el ginecólogo. Así mismo el dolor pélvico puede ser síntoma de enfermedad más avanzada. Mientras que las lesiones preinvasoras suelen no dar síntomas.

ÚLTIMOS TRATAMIENTOS Y POSIBILIDADES DE CURACIÓN
Cabe aclarar que esta enfermedad tarda muchos años en provocar el daño transformándose en cáncer invasor, dando tiempo para su detección precoz y tratamiento. Las lesiones premalignas asintomáticas, que aún no se han convertido en cáncer, detectadas a tiempo pueden tratarse con cirugía mínimamente invasiva, siendo el porcentaje de curación cercano al 100%.

En cuanto al cáncer invasor en sus estadios iniciales, tiene un porcentaje de curación de más del 80% con el tratamiento adecuado. Mientras que en casos seleccionados de pacientes jóvenes, estos tumores que afectan directamente el órgano de reproducción femenino pueden ser tratados preservando la fertilidad, permitiendo la conservación del útero. Los tratamientos deben ser realizados por equipos de Ginecología Oncológica altamente entrenados.

No obstante, el porcentaje de curación disminuye drásticamente en los estadios avanzados. Los tratamientos se vuelven más agresivos con mayores efectos adversos y mayor mortalidad.
Por lo tanto tratar hoy en día, a una mujer por un cáncer de cuello invasor, seria evitable con prevención, vacunación y detección precoz en la mayoría de los casos. De esta manera también se minimiza el costo en sufrimiento para la paciente y su familia así como para el sistema de salud en cuanto a la necesidad de los recursos humanos, técnicos y edilicios de alta complejidad requeridos.

Promover la prevención, vacunar a la población, trabajar sobre los factores de riesgos asociados y difundir esta información debe ser el principal compromiso.

ASESORÓ: Dra. Silvia Bonsergent. Ginecóloga. Vice Presidenta de la Sociedad Argentina de Ginecología Infanto Juvenil (SAGIJ). MN 80007/ MP 39313

¿Cómo podemos preservar la salud renal?

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en Argentina alrededor del 10% de la población padece de Enfermedad Renal Crónica y la mayoría desconoce esta condición. En total, cerca de 20.000 personas fallecen cada año en el país por causas relacionadas a esta enfermedad.  

Asimismo, un informe del Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante (INCUCAI) indica que la prevalencia de la Enfermedad Renal Crónica en mujeres es del 12,4% de la población, lo cual representa alrededor de 2.000.000 de argentinas con esta patología, que tiene más probabilidades de desarrollarse en las mujeres que en los hombres.

Pero, ¿por qué es importante cuidar nuestros riñones? La Dra. Valeria El Haj, Directora Médica Nacional de OSPEDYC, explica que estos órganos vitales desempeñan funciones de limpieza y equilibrio químico de la sangre y, por este motivo, son imprescindibles para el funcionamiento general del organismo. 

“El conocimiento general sobre la enfermedad renal es mínimo y se suele subestimar, pero realizando controles periódicos y poniendo en práctica las medidas de prevención adecuadas, es posible prevenirla a tiempo”, remarca la Dra. El Haj. 

¿Qué es la Enfermedad Renal Crónica (ERC)?

Siguiendo a la Dra. El Haj, la Enfermedad Renal Crónica es la alteración del funcionamiento de los riñones por más de tres meses con la consiguiente pérdida gradual de sus funciones. Si bien esta enfermedad suele ser silenciosa, la profesional menciona algunos síntomas comunes a los que debemos prestar atención, como por ejemplo: cambio en los hábitos de orinar y de sueño, orina espumosa, muy pálida o más oscura de lo normal; presencia de sangre en la orina, hinchazón en los tobillos, pies, piernas o manos; náuseas frecuentes, percepción de sabor metálico en los alimentos, falta de oxígeno, incluso cuando no se realiza ejercicio físico, o dolor externo en la espalda. 

La profesional plantea que entre los grupos de riesgo se encuentran: fumadores, diabéticos, hipertensos, personas con enfermedades cardiacas o con antecedentes de ACV y personas con antecedentes familiares de cálculos renales o infecciones urinarias recurrentes. 

¿Cómo podemos cuidar nuestros riñones? 

A continuación, la Dra. Valeria El Haj, Directora Médica Nacional de OSPEDYC, comparte una serie de medidas de prevención sencillas que nos permitirán cuidar nuestra salud renal: 

 

  • Hacer ejercicio en forma habitual, ya que esto nos ayudará a reducir la presión arterial y el riesgo de Insuficiencia renal.

  • Controlar periódicamente la glucemia.

  • Controlar la presión arterial, ya que, además de afectar a los riñones, también perjudica al cerebro y al corazón.

  • Comer sano y controlar el peso. Para la mayoría de los pacientes con ERC, se recomienda seguir una dieta que contenga frutas, verduras, legumbres, pescado, aves de corral y granos integrales. 

  • Reducir el consumo de sal. Se recomiendan ingerir entre 5 y 6 gramos de sal al día.

  • Reducir la ingesta diaria de proteínas a aproximadamente 0,8 gr/kg. 

  • Reducir la ingesta de calcio a 1.500 mg por día.

  • Consumir alrededor de 2 litros de agua al día.

  • No fumar.  

  • No tomar medicamentos sin consultar al médico. 

  • Hacer controles periódicos de la función renal, sobre todo si se tiene diabetes, hipertensión, obesidad  o antecedentes familiares de enfermedades renales.

 

Por otro lado, la Dra. El Haj remarca la importancia de la donación de órganos, no sólo para ayudar a pacientes con ERC, sino con diversos tipos de patologías. En este sentido, en el 2020 se realizaron en Argentina más de 2900 trasplantes de órganos, de los cuales más de 700 fueron renales.

“Es tarea de cada uno de nosotros generar conciencia acerca de la importancia de la donación de órganos. Gracias a este acto voluntario, libre y altruista, es posible salvar o mejorar la calidad de vida de muchas personas”, concluye la Dra. Valeria El Haj, Directora Médica Nacional de OSPEDYC


Tras el auge de las huertas hogareñas los barrios cerrados ponen de moda las huertas comunitarias

Una forma de desconectar y bajar el estrés para los adultos y la posibilidad para que niños y adolescentes tengan un contacto cotidiano directo con la naturaleza. Ahora los barrios cerrados emprenden espacios comunes de cultivo que funcionan como encuentro entre vecinos y abastecen al Club House.

Fueron muchos los que se aventuraron a probar cosas nuevas y a potenciar la creatividad en un primer tiempo de aislamiento. Desde recetas de comidas caseras hasta diferentes formas de comunicarnos, existen costumbres adoptadas que van a permanecer en el tiempo. Una de ellas fue la proliferación de huertas domésticas, en diferentes espacios que se adaptaban a las posibilidades de los metros cuadrados en los hogares.
Así se trate de opciones de huertas verticales en balcones o patios, también están los que disponen de lugares abiertos para el desarrollo de esta actividad en forma comunitaria.

Tal es el caso de los vecinos de Haras del Sol, barrio privado ubicado en Pilar, quienes comenzaron con un proyecto de huerta colectiva. “El tamaño de los lotes -entre 1500 y 3000 m2-, que duplica casi al promedio de otros barrios, permite que además de la vivienda y quizás una piscina, se puedan agregar otros usos como es el caso de una huerta. A partir del aislamiento, varios propietarios comenzaron con estos emprendimientos particulares con el asesoramiento informal de otros vecinos. Esta práctica fue extendiéndose y nos motivó a encarar un proyecto común que aglutinase a todos aquellos que tuvieran ese interés”, cuenta Ricardo Sarinelli, Director de Haras del Sol.

La mayoría de los involucrados en la actividad promedian los 40 años y son quienes llegan al barrio con una filosofía de vida orientada a lo natural, la sustentabilidad y al cuidado del medioambiente. Además, prestan especial atención a inculcarlo en las generaciones más chicas. “Las huertas significan un reencuentro con la naturaleza para nuestros hijos que crecieron en el ritmo de la ciudad y no tenían tanto contacto con los espacios verdes. También, logramos que se sustraigan por un buen lapso de tiempo del ostracismo que genera la tecnología y los juegos electrónicos”, sostiene Andrés, vecino del barrio y papá de Santiago y Belén.

Este tipo de huertas comunitarias de uso común tienen varios objetivos y ventajas, entre ellos la provisión de hortalizas y legumbres a los espacios de Club House dentro de los barrios. “Tiene que ver no solo con una alimentación más consciente sino además mucho más saludable, orgánica y económica. Especialmente esta concientización viene de la mano de los más jóvenes que traen este modo de vida como algo ya incorporado. Lo cierto es que la pandemia fue un disparador adicional para profundizar el proyecto, que tiene un componente adicional: la sociabilización de los vecinos”, afirma Sarinelli.

Hoy en día, los requerimientos tanto para llevar adelante una huerta en espacios amplios o de tipo “vertical” no son numerosos, sino que se debe contar con tierra fértil y atención al regado. “Especias como albahaca, tomillo, romero, salvia o ciboulette pueden ser excelentes cultivos para principiantes”, comparte Luis, un vecino del barrio dedicado a la ingeniería agronómica, y quien lidera la gestión de la huerta en Haras del Sol. “Es una actividad que promueve mucho el trabajo colaborativo en equipo, y a los chicos les genera entusiasmo participar en forma concreta y práctica de todo el ciclo de vida de los vegetales: desde su siembra hasta su consumo”, finaliza Luis.

Por otro lado, el resultado obtenido de las verduras de cosecha propia, es muy distinto a la industrializada, en lo que respecta al aspecto, sabor, y valor nutritivo que aporta al consumidor. El desarrollo sustentable también es uno de los ítems que se destacan cuando se encaran estas propuestas. El riego automático, muchas veces en los barrios de este tipo, está alimentado por paneles solares que generan la energía suficiente para su funcionamiento.

Según datos del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, Argentina se encuentra en el 2° puesto del ranking mundial, de tierras certificadas para la producción de alimentos ecológicos.


Acerca de Haras del Sol

En sus inicios era un haras de polo donde acudían deportistas de todo el país y el exterior. Está ubicado en Pilar Chico, a pocos minutos de las autopistas Panamericana y del Acceso Oeste, zona donde predominan las canchas de polo. Se destaca por sus amplios lotes de más de 1500 metros cuadrados y una extensión de 74 hectáreas, con más del 80% de espacios verdes con una añosa arboleda y sin contaminación auditiva ni visual.

Las claves para prevenir y tratar a tiempo la pérdida auditiva

En el Día Nacional de la Audición, el Dr. Santiago Alberto Arauz, médico otólogo del IORL Arauz,y la Lic. Micaela Constanzo, Fonoaudióloga de MED-EL, explican cuáles son las medidas de prevención que podemos adoptar para cuidar la audición y por qué es tan importante la detección temprana.

Además de permitirnos escuchar, la audición tiene muchas otras funciones. Una de ellas, es su importancia para la adquisición y el desarrollo del lenguaje y, por ende, para la comunicación oral. Esto es fundamental a la hora de adquirir diferentes habilidades y también para la socialización y el aprendizaje.

Según un informe publicado por la Organización Mundial de la Salud, alrededor de 466 millones de personas en todo el mundo padecen pérdida auditiva. Asimismo, se calcula que para el 2050 más de 900 millones de personas sufrirán esta patología.

“La hipoacusia es una disminución auditiva que puede darse en diferentes grados, desde una pérdidaauditiva leve o moderada hasta una pérdida auditiva severa o profunda. La parte del oído que se encuentre afectadadeterminará el tipo de pérdida auditiva y el tipo de tratamiento necesario”, explica la Lic. Micaela Constanzo, Fonoaudióloga de MED-EL.

La Lic. Constanzo señala que las causas de la hipoacusia son variadas y diversas. Esta puede estar asociada a causas genéticas, enferfermedades o factores de riesgo durante el embarazo o puede darse en el momento del nacimiento. Asimismo, también puede aparecer durante los primeros años de vida o en una edad avanzada de la vida de la persona.“No hay edad para la hipoacusia: esta puede aparecer a lo largo de toda la vida”, plantea la profesional.

Señales de la pérdida auditiva

Según la Lic. Constanzo, la pérdida auditiva puede manifestarse a través de una serie de señales o síntomas. A continuación, la especialista desarrolla algunas de estas señales a las cuales debemos estar atentos:

- La falta de respuesta ante un llamado o un estímulo auditivo fuerte, sobre todo en los niños.

- La falta de desarrollo del lenguaje a medida que pasa el tiempo. Esta es otra señal de pérdida auditiva en los niños.

- La falta de entendimiento. En los niños, este síntoma se suele manifestar en un bajo rendimiento escolar y, por lo general, se puede confundir con cuestiones atencionales.

- Zumbidos o acufenos. Esta señal suele manifestarse en adultos o en adultos mayores.


La importancia de la detección temprana

Para poder detectar la pérdida auditiva antes del desarrollo del lenguaje, el Dr. Santiago Alberto Arauz, médico otólogo del IORL Arauz y referente de MED-EL, señala que es fundamental la detección temprana.

En este sentido, en Argentina tiene vigencia la Ley 25.415, a partir de la cual se creó el Programa Nacional de Detección Temprana y Atención de la Hipoacusia. Según esta norma, todo recién nacido tiene derecho a ser evaluado auditivamentey tratado deformaadecuaday oportuna luego de los 6 meses.

El Dr. Arauz explica que la capacidad auditiva de los bebés se puede evaluar a través de un estudio sencillo y no invasivo denominado “otoemisiones acústicas (OEA)”. El mismo tiene por objetivo detectar las vibraciones acústicas emitidas por las células ciliadas de la cóclea. Además de las otoemisiones acústicas, existen otros estudios auditivos que suelen indicarse segúnla edad del paciente y el caso clínico particular.

“Durante la pandemia, las personas dejaron de realizarse chequeos y muchos pacientes que tenían hipoacusias límites, es decir, que necesitaban de un audífono o de un implante coclear para poder escuchar, suspendieron sus tratamientos. Por ello, es importante que las personas puedan retomar sus chequeos e iniciar un tratamiento oportuno en caso de ser necesario. Cuánto antes se inicie con el tratamiento, más probabilidades de mejora habrá según cada caso particular”, explica el Dr. Arauz.

¿Cómo podemos prevenir la pérdida auditiva?

En el Día Nacional de la Audición, el Dr. Santiago Alberto Arauz, médico otólogo del IORL Arauz y referente de MED-EL comparte una serie de medidas que pueden ayudarnosprevenir la pérdida auditiva:

- Cumplir con los chequeos prenatales y ginecológicos, en el caso de las mujeres que se encuentren cursando un embarazo.

- Realizar controles auditivos a los bebés recién nacidos (otoemisiones acústicas).

- Realizarse chequeos auditivos al menos una vez por año.

- Evitar la exposición a ruidos de elevada intensidad, como por ejemplo música alta mayor a 80 dB.

- Utilizar protección auditiva siempre que se esté expuesto a ruidos mayores a 80 dB.

- Evitar consumir medicamentos que puedan ser tóxicos para el oído interno.

El calafate despierta los sentidos en el otoño patagónico

Con propuestas para disfrutar de la naturaleza y también de lo urbano, El Calafate se presenta como un destino seguro para disfrutar del otoño. Este destino patagónico es conocido como la Capital Nacional de Los Glaciares, y se posiciona como un lugar donde es posible ser parte del paisaje y permite vivenciar experiencias únicas y emocionantes. La Patagonia, en otoño, se siente en El Calafate.

Situada al sudoeste de la provincia de Santa Cruz, El Calafate es uno de los destinos turísticos argentinos más reconocidos internacionalmente por sus glaciares, en especial por el Perito Moreno. Su nombre, hace referencia a un arbusto espinoso de flores amarillas en primavera y cuyos frutos morados de verano se utilizan en diversas preparaciones gastronómicas típicas de la región. La ciudad, conocida como la capital nacional de los glaciares, forma parte de un área mayor que incluye una superficie más importante a nivel turístico de aproximadamente 650 km2, en la que se concentran las más imponentes muestras paisajísticas de la Patagonia Austral Argentina.

Por las aguas que acarician el alma

Entre las actividades más significativas además de las tradicionales visitas a las cercanías del Glaciar Perito Moreno, es posible experimentar las navegaciones para acceder a los mágicos tesoros del Parque Nacional los Glaciares. Una de ellas comienza en el Puerto “Bajo las Sombras”, a 7 km del Mirador del Glaciar, desde ahí la embarcación se escurre por el Brazo Rico del Lago Argentino permitiendo apreciar los témpanos de hermosos tonos azules, y desprendimientos que se producen en la cara Sur del Glaciar Perito Moreno.

No menos atrayente es la salida desde el Puerto Moreno, ubicado al pie de las pasarelas del paseo costero, sobre el Canal de los Témpanos, desde ahí, se navega para avizorar las rupturas de hielo de la pared Norte del Glaciar, mientras la gran altura de sus paredes frontales alucina a los turistas por su impactante magnitud.

Otro impacto visual que propone la navegación de este destino turístico, es en uno de los lugares más colorido del Parque Nacional Los Glaciares, el Seno Mayo del Lago Argentino, este es uno de los sectores con mayor humedad del Parque, y por lo cual la vegetación es única y se puede apreciar en dos caminatas que potencian la experiencia al máximo, cascadas, ríos, glaciares colgantes, una vivencia sin igual que encanta a cada visitante.

Siguiendo con estas espectaculares opciones sobre el agua, la excursión Todo Glaciares, parte del Puerto Punta Bandera, a 47 km de la ciudad, en este recorrido de varias horas, se puede apreciar los Glaciares Upsala y Spegazzini, adentrándose en las bahías que éstos mismos conforman, visualizar el cordón de témpanos ubicados a 14 km del Glaciar Upsala, deja sin aliento a los visitantes por las vistas alucinantes, una navegación entre espectaculares icebergs de enormes tamaños y formas, caminatas por el bosque, terminan de conformar una alternativa para conocer los rincones de la Patagonia.


El pasado pétreo en el Cerro Huyliche

La orografía de El Calafate, presenta sin dudas lugares privilegiados para recorridos en 4x4, ascendiendo a diversos cerros y contemplando la imponente Cordillera de los Andes. El ascenso al cordón montañoso Huyliche, ofrece además de la vista panorámica de El Calafate y del Lago Argentino, la posibilidad de visitar el Laberinto de Piedra de los Sombreros Mexicanos, un recorrido de 35 km sobre la línea de Cerros situados detrás de la localidad.

También ascendiendo por el Cerro Huyliche, se puede acceder a los Balcones de Calafate, para observar los bloques erráticos, con una vista panorámica excepcional a 900 metros de altura. También se puede ascender al Balcón Superior desde donde se puede apreciar todos los brazos del Lago Argentino, incluyendo el Brazo Sur, y en un hermoso día despejado se puede apreciar el Monte Fitz Roy. Aquí es posible combinar con un trekking con vistas al lago por la cara Norte, con guía local, y experimentar el pasado de la Tierra en un valle del Cretácico con extrañas y únicas formaciones geológicas, entrando en contacto con la naturaleza y el aire puro en altura. Una de las opciones adrenalínicas más impresionante, es el descenso en tirolesa en un exclusivo circuito de cinco líneas de zipline de 2.920 metros de longitud, sobrevolando la montaña solo como pueden hacerlo los cóndores, una experiencia activa todo el año.

Lagos, cavernas, figuras rupestres, fauna y estepa patagónica, ideal para la interpretación de fósiles marinos; y avistamientos, que descubren el delicado equilibrio del ecosistema regional que varía según se va tomando altura sobre el nivel del mar.


Propuestas urbanas y periurbanas

El Calafate presenta también alternativas en su radio urbano y alrededores, con atractivas actividades que potencian y complementan cada día turístico en este rincón de Argentina; un city tour permite recorrer las Cuevas de Walichu, la ciudad y sus alrededores, para admirar las típicas y primeras construcciones de los pioneros, la Bahía Redonda con la avifauna del lugar, y una visita al Centro de Interpretación Histórico, un recorrido por la prehistoria e historia de la zona.

La visita a la Reserva Laguna Nimez, es otra de las opciones, un lugar de conservación de aves, albergando gran diversidad tanto residentes como migratorias, tiene un sendero interpretativo de 3 km de fácil recorrido para avistar y fotografiar la naturaleza en estado puro.

Otra experiencia obligatoria es la visita al Museo Glaciarium, una vivencia visual interactiva y educativa del Hielo Patagónico y de los glaciares de la región, con sus áreas temáticas, efectos escénicos y lumínicos, se ingresa en el mundo del hielo, la Tierra de Glaciares.

El Yeti Ice Bar, es un bar de hielo que se ubica en el centro de la ciudad. Se ingresa a una ante cámara de frio, con una temperatura promedio de + 5° C que sirve para prepararse y así aclimatarse de a poco a la temperatura bajo cero. Dentro dentro de la caverna del Yeti los visitantes experimentarán temperaturas de -8° a los -12°. Con la entrada incluye las capas térmicas, guantes y crampones.

Infraestructura en servicios turísticos, gastronomía y diversas actividades hacen de la ciudad de El Calafate un destino para elegir en este otoño; la magia de los glaciares y los bosques andinos que reinan en el lugar, invitan al visitante a realizar infinidad de actividades. Guías bilingües especializados, agencias de viajes que organizan paseos y excursiones que van desde el clásico mirador del glaciar Perito Moreno, hasta audaces expediciones que cruzan los glaciares de lado a lado, un destino turístico de excepción, donde la conservación de la naturaleza es una regla de oro, apelando a la responsabilidad del visitante.

El Calafate, un lugar único en el mundo, donde es posible ser parte del paisaje y que permite vivenciar experiencias únicas y emocionantes. La Patagonia, en otoño, se siente en El Calafate.